Blogia
LogoMaquia

Pérez Royo: Entrevista

Pérez Royo: Entrevista
www.elplural.com/politica/detail.php?id=3932
19 Abril 2006

Entrevista a Javier Pérez Royo

En Andalucía, la discusión de nación "se ha salido de madre"

ANABEL ABRIL


Javier Pérez Royo, catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad de Sevilla, afirma, en una entrevista a elplural.com, que el Estatuto de Andalucía será el modelo para las otras Comunidades Autónomas, puesto que "lo que Cataluña reivindica como excepción, Andalucía lo convierte en norma". Respecto a la definición de "nación", opina que Andalucía no es una nación distinta de la española, pero acepta la inclusión del término porque es fruto de un "compromiso político".

- ¿Qué opina usted que Andalucía sea considerada como una "realidad nacional"?

- La discusión se ha salido de madre, empezando por la que hubo en Cataluña, puesto que en ningún momento el planteamiento fue anticonstitucional. En Andalucía este término es fruto de un punto de encuentro entre los partidos políticos, de un compromiso, que cristaliza con esa definición. Se ha recogido la propuesta que hizo Manuel Clavero Arévalo (ex ministro de la UCD).

- ¿Pero usted considera que Andalucía es una nación?

- No, Andalucía no es una nación diferenciada de la nación española. Andalucía es el centro de España; es la región que ha permitido que España sea una unidad política, porque si Andalucía se hubiese mantenido en la periferia, como hizo Cataluña, hoy España no sería lo que es y se habría roto. Lo que ocurre es que ahora parece que si uno no se llama nación, es menos que el otro.

- Entonces, ¿cómo aceptar un término que no se corresponde con la realidad?

- Siempre hay élites políticas que formulan definiciones. Lo importante es que haya un Estatuto, y si eso implica aceptar esa definición, no veo ningún problema, sólo significa que se ha llegado a un acuerdo.

- Pero el Partido Popular no está de acuerdo.

- El Partido Popular mantiene su política del cierre de filas numantino contra cualquier reforma. Habla de anticonstitucionalidad, aunque no se ha encontrado nada en este sentido. Sin embargo, una vez aprobado el Estatuto catalán, es posible que cambie de posición y acabe votando que sí.

- ¿Por qué el PP se opone de forma tan tajante a las reformas estatutarias?

- No me explico adónde quiere llegar el PP. Se ha quedado sin plan B: se ha lanzado ’en contra del Estatuto’, pero sin dejar una puerta abierta para subirse al tren. Yo me pregunto cómo puede el PP pretender gobernar España si no está de acuerdo con la estructura del Estado, que no podrá cambiarla nunca. Porque una vez aprobados los Estatutos de Cataluña y de Andalucía no podrá modificarlos, pues nunca tendrá la mayoría necesaria de 2/3 en esos Parlamentos. ¿Cómo podrá mantener su oposición a lo que será el fundamento del Estado? Es como un toro sin salida, te pilla seguro.

- ¿Qué aportará el Estatuto de Andalucía al Estado español?

- Todas las otras Comunidades van a hacer lo que haga Andalucía. Lo que Cataluña reivindica como excepción, Andalucía lo transforma en norma. Eso ya ocurrió en 1980, cuando se hizo el referéndum (28 de febrero). Gracias a él, se generalizó el derecho nacionalista para todas las Autonomías, en condiciones de igualdad. Ahora ocurrirá lo mismo.

- ¿Coincide usted con IU en que el Estatuto de Andalucía sienta las bases para el federalismo?

- La interpretación de la Constitución ha sido desde siempre básicamente federal. Ahora sólo estamos dando un paso más del que se dio hace 25 años. Hoy esta transformación la estamos viviendo con mucho más ruido, pero el cambio es de menor importancia, pues fue entonces cuando se definieron las bases de la estructura del Estado.

- En este contexto, ¿cómo ve usted el Estatuto de Valencia?

- Acabará igual que el de Andalucía. De una manera u otra (con pactos bilaterales, o por la vía interpretativa) acabará con una posición similar al de Cataluña, y al de Andalucía.

- ¿Considera que el Estatuto de Andalucía es similar al de Cataluña?

- Sí lo es. Y también eso ocurrió en 1980, cuando se definió el Estado de las Autonomías. Cataluña inició el proceso, pero luego se generalizó. No puede suceder de otra manera: el Estado debe funcionar, y no lo puede hacer con traspasos de competencias muy diferenciados, de manera que se acaban homogeneizando. Un ejemplo claro es el de Madrid, que nunca había pedido una Autonomía, y ahora es una de las más fuertes, por la cantidad de recursos que gestiona.

- El Partido Andalucista (PA) se opone al Estatuto porque se queda corto. ¿Está haciendo el mismo papel que Esquerra Republicana (ERC) en Cataluña?

- No, en absoluto. ERC participó claramente en el proceso de elaboración del Estatut, sin embargo el PA no es nada. No ha hecho nada por el Estatuto, y ahora sólo busca protagonismo para intentar ser alguien en el panorama político andaluz.

- Dentro del PSOE parece que hay voces discrepantes: Alfonso Guerra se opone a definir Andalucía como una "realidad nacional".

- Alfonso Guerra no significa nada. Se ha armado barullo con eso porque hay a quien le interesa. Guerra debería mantener el tono institucional que tuvo mientras dirigía la Comisión Constitucional que negociaba el Estatuto catalán. De hecho, creo que Zapatero le dio el puesto porque allí tenía que estar callado.

- ¿Porqué hay tanto miedo a romper España?

- Creo que a lo que hay que tener miedo es a la unidad de España. La descentralización le ha ido siempre bien a nuestro país, el Estado es más eficaz que nunca. Yo no conozco ningún lugar donde la descentralización haya significado un retroceso.

--------

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres